Si se aplica el decreto para recuperar los bienes robados al Estado los suicidios de exfuncionarios civiles y militares de todos olos partidos y gobiernos harán «olas»

Compartir

Con el decreto 22-21 el presidente Luis Abinader crea una comisión de abogados para «Recuperar bie­nes, fondos y valores distraí­dos del patrimonio público bajo cualquier modalidad operativa.

Por: Francisco González

SANTO DOMINGO, República Dominicana.- Si se aplica el decreto 22-21, con el cual el Gobierno pretende «Recuperar bie­nes, fondos y valores distraí­dos del patrimonio público bajo cualquier modalidad operativa», las prisiones dominicanas podrían quedar «Repletas» de altos cargos de todos los partidos que han administrado el Estado, y cuyas riquezas están a la luz pública.

“Se declara de interés nacional la recuperación de los bienes, fondos y va­lores distraídos del patri­monio estatal, a fin de que estos sean restituidos al erario y sean empleados en la ejecución de planes y proyectos de desarrollo nacional que redunden en la mejoría de la calidad de vida del pueblo dominica­no”, dice el primer artículo del decreto emitido este miércoles por el presidente Luis Abinader.

Para poner en práctica este decreto el mandatario ha creado una comisión de abogados coordinada por Jorge Luis Polan­co Rodríguez, José Luis Taveras, Claudia Álvarez Troncoso, Manuel Conde Cabrera, Rafael Rivas Solano y Fer­nando P. Henríquez, coordi­nadores.

Este equipo de entogados tiene poder “Para que representen al Estado dominicano en los procesos judiciales y acciones legales de diversa naturaleza que sean identificadas como ne­cesarias para recuperar bie­nes, fondos y valores distraí­dos del patrimonio público bajo cualquier modalidad operativa, ya sea por sus­tracción, incumplimiento, desviación, así como por la comisión de infracciones o ilícitos penales; omisión, negligencia, imprudencia o cualquier violación a las le­yes”.

Los miles de millones de pesos, dólares y de euros sustraídos al Estado durante los pasados gobiernos han sido invertidos en residencias, Casa de Campo, apartamentos, fincas, villas, edificios de apartamentos, negocios de todo tipo, autos de alta gama, pago de estudios a los hijos de imputados en prestigiosas universidades de Estados Unidos y la Unión Europea, entre otras inversiones.

Los fondos públicos y otros bienes sustraídos por exfuncionarios civiles, militares y de la Policía durante muchos años están en cuentas bancarias en el país y en el extranjero, incluidos loos «paraísos fiscales», por lo que será arduo y largo el proceso de investigación del equipo de abogados para ubicar y recuperar muchos de esos dineros.

Solamente en los gobiernos del PLD surgió una casta de nuevos ricos que exhibe sus riquezas por todo el país, incluidos periodistas que obtenían contratos millonarios de «publicidad» para programas de radio y televisión que posiblemente ni ellos mismos vieran u oyeran, aunque sí se les oía y veía todos los días en medios de comunicación hablando a favor del Gobierno de Danilo Medina, por lo que en realidad cobraron miles de millones de pesos.

Durante todos los gobiernos de Joaquín Balaguer el robo de los fondos, vehículos, terrenos, fincas, equipos, y ganado del CEA y del Ceagana por coroneles y generales de las Fuerzas Armadas y de la Policía, diputados, senadores y funcionarios, fue casi público, y lo mismo sucedió durante los gobiernos del PRD, cuyos dirigentes, de manera muy parecida a los del PLD, una vez en el poder, dejaron de ser los pobres que eran vistos en las calles luchando contra la «dictadura yanky balaguerista».

Si de verdad se aplica el decreto 22-21, emitido este miércoles por Abinader, ai quedare algún mínimo grado de moral en muchos exfuncionarios los suicidios harían «olas», y mucha gente quedaría en las calles, presa y andando «a piecito».


Compartir

Francisco González

Periodistas de la República Dominicana